domingo, 28 de septiembre de 2014

Los jóvenes radialistas piden la palabra




Enrique Pérez Fumero
enriquep@rect.uo.edu.cu

La profesionalización y superación de los realizadores radiales, la creación de un manual de calidad, la atención a los adiestrados en periodismo y comunicación social ubicados en las emisoras y la política musical para la radio, son algunas de las problemáticas que ocupan a los creadores radiales pertenecientes a la Asociación Hermanos Saiz.

Así quedó demostrado en un encuentro celebrado el viernes 26, paralelo a las actividades por la edición 24, del Taller y Concurso Nacional de la Radio Joven Antonio Lloga in Memoriam. Una representación de realizadores radiales de toda Cuba encabezados por Rafael González Muñoz, vicepresidente de la AHS, discutió sus puntos de vista ante la presencia de Guillermo Pavón Pacheco, vice titular del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT) y Otto Braña González, director de la emisora CMBF Radio Musical Nacional. 

La habilitación como actores profesionales para la radio centró la intervención de Manuel Alejandro Rodríguez (CMKO Radio Angulo), quien planteó la necesidad que tienen los cuadros dramáticos de nutrirse de nuevos talentos. En Holguín, mi caso particular, tenemos que esperar que el consejo de las artes escénicas disponga los tribunales para evaluar a los actores de radio, aunque no sean de la misma especialidad. Por otro lado, se exige que los locutores sean graduados universitarios para entonces pasar un diplomado de locución que los habilite y ya se ha demostrado que una voz radial y los conocimientos culturales no se forman en las universidades.

De “necesario” y “pertinente”, calificó el realizador Jairo Alberto Pacheco (Radio Santi Spíritus), la creación de un manual de calidad. En las emisoras existen jóvenes que queremos experimentar y hacer nuevos programas, pero no siempre estos se pueden incluir en las tarifas de complejo o muy complejo, ni tampoco se pueden pagar como merecen y es una situación que nos lacera. También es irrisorio que un locutor gane más por hacer una mención en televisión que en radio, si a fin de cuentas se trata de un texto que él está leyendo en off.

La política musical para la radio y la autoridad que necesitan las emisoras provinciales y locales para no repetir el coro de estaciones nacionales, fue otro de los asuntos discutidos por Michel Pérez Abreu (Radio Surco). Aunque las emisoras territoriales están llamadas a parecerse más a sus lugareños, en la práctica no ocurre así. Además es casi imposible en una producción musical cumplir con el 80 por ciento de música cubana, cuando estamos alejados de los circuitos de estrenos y de los líderes actuales en materia de música. Un programa que quiera sostener un Hit parade con los envíos es una utopía, por eso los directores se lanzan a difundir música hecha en Cuba y no precisamente, música cubana de calidad.

El periodista José Jasán Nieves Cárdenas (Radio Ciudad del Mar), discutió también sobre la necesidad de socializar programas facturados en provincias en la red de estaciones nacionales. Si en verdad somos un sistema radial, podríamos tomar experiencias de lo que se hace en otras emisoras del país o quizás, extender la señal de emisoras en oriente y en el centro para que se escuchen nacionalmente. Así evitaríamos el flujo de profesionales hacia La Habana y la producción de obras desde cualquier punto para el archipiélago cubano.

Al cierre de la reunión, Guillermo Pavón vicepresidente del ICRT, aclaró algunas ideas y tomó como acuerdo, la discusión de estos y otros asuntos que quedaron en la agenda, durante las sesiones de la Primera Convención Internacional de Radio y Televisión que sesionará en octubre próximo en La Habana. El encuentro entre los jóvenes realizadores con la dirección nacional de la radio, dio cumplimiento a una de las resoluciones emanadas durante el II Congreso de la Asociación Hermanos Saíz, la cual prevé citas frecuentes para perfeccionar el desempeño de los creadores radiales y elevar la calidad de las propuestas radiofónicas que se difunden por las antenas. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario